¿Qué es el control de calidad de las frutas y verduras?

Paola E. Haiat
16 de febrero de 2021

Aunque puede ser cierto que cada consumidor es un mundo, cuando se trata de comprar en un supermercado, una frutería, una verdulería o en un mercado, este tiende a reconocer ciertas características de las frutas y verduras que consumen: el tacto, el tamaño, la consistencia y, por supuesto, el sabor. Para lograr que esta experiencia sea satisfactoria, todas las frutas y verduras pasan por un control de calidad que permite comprobar que lo que el consumidor espera se cumpla efectivamente.

 

¿Qué es el control de calidad?

Es una exploración que se realiza a diferentes niveles y escalas a frutas y verduras para determinar si cumplen adecuadamente con las características esperadas para llegar a un consumidor final.

 

¿Qué se tiene en cuenta en un control de calidad?

Características externas

1. Firmeza

Esta característica ayuda a determinar el grado de madurez de una fruta, se realiza regularmente con un penetrómetro directamente del fruto en el campo.

 

2. Color

Puede que esta sea una de las características más determinantes, puesto que permite al consumidor tener la sensación de que un producto está en buen estado. Hay dos maneras de realizar esta medición: de forma visual o instrumental, donde se puede recurrir a una carta de colores dentro las cuales debe estar el producto o realizarse con un colorímetro.

 

3. Morfología

Se trata de todo aquello que involucra la forma física de la fruta o verdura, como el tamaño, el peso o la curvatura. Para realizar esta medición se utilizan instrumentos como balanzas, máquinas que determinan el calibre y cintas métricas.

 

4. Olfato

Especialmente en frutas como cítricos, un factor que puede resultar determinante es el aroma que desprende el fruto. Este olor proviene de substancias aromáticas presentes tanto en la piel como en la pulpa. Actualmente, una forma de medirla a través de tecnología es a través de una cromatografía de gases combinada con espectrometría de masas.

Características internas

1. Sólidos solubles

Esta medición se realiza con un refractómetro y permite saber la cantidad de azúcar presente en una muestra, normalmente conocida como escala brix. Este número permite no solo conocer la cantidad de azúcares, sino que también indica la madurez del fruto e indica el mejor momento para su recolección.

 

2. Acidez

Se obtiene a través del jugo de la fruta con un electrodo de pH. Además de dar a conocer el nivel de acidez presente en el producto, permite conocer la posibilidad de proliferación de microbios, puesto que este factor incide directamente en la facilidad con la que pueden ingresar agentes externos.

 

El control de calidad se realiza desde la cosecha en el campo hasta su llegada a los supermercados, pero como podemos ver gran parte del proceso se lleva a cabo en la producción, donde se los productores se aseguran de que la maduración y fisionomía del producto sea la adecuada para que al llegar al consumidor final tenga vida suficiente para ser comprado y, posteriormente, comido.

Un buen tratamiento en el control de calidad permite que los productos lleguen siempre frescos y con buen sabor hasta el plato de decenas de hogares, ¡evitando así decenas de desperdicios en el camino!

Solicitar Demo

Lee o escucha las últimas novedades de la industria de alimentos frescos.

¡Gracias! Tu mensaje ha sido recibido!
¡Uy! Algo salió mal al enviar el formulario.